Home Blog Resiliencia

Resiliencia

by admin

Resiliencia.

El significado de resiliencia, según la definición de la Real Academia Española de la Lengua  (RAE) es la capacidad humana de asumir con flexibilidad situaciones límite y sobreponerse a ellas, pero en psicología añadimos algo más al concepto de resiliencia: no sólo gracias a ella somos capaces de afrontar las crisis o situaciones potencialmente traumáticas , sino que también podemos salir fortalecidos de ellas.

En este tema a tratar es muy importante tomar lo bueno y no exigirse si ves que algo no está a tu alcance.

Cuando yo estudié psicología en adicciones no existía este término sino más bien se estaba recién analizando para observar si era posible aplicarlo en la vida del ser humano en todos sus aspectos. Esta palabra es conocida en física y química en los metales que se reponen luego de golpes de martillo.

Tú y yo tenemos esta capacidad de reponernos ante las adversidades, los problemas, las crisis que la vida nos presenta. Es aquí donde trabajaremos un texto conocido.

(Mr. 4.35-41; Lc. 8.22-25)

23 Y entrando él en la barca, sus discípulos le siguieron.

24 Y he aquí que se levantó en el mar una tempestad tan grande que las olas cubrían la barca; pero él dormía.

25 Y vinieron sus discípulos y le despertaron, diciendo: !!Señor, sálvanos, que perecemos!

26 El les dijo: ¿Por qué teméis, hombres de poca fe? Entonces, levantándose, reprendió a los vientos y al mar; y se hizo grande bonanza.

27 Y los hombres se maravillaron, diciendo: ¿Qué hombre es éste, que aun los vientos y el mar le obedecen?

Luego de conocer a Jesús, tener un encuentro con Él nos sentimos agradecidos y felices. Nunca contemplamos que la vida continúa y tiene sus momentos difíciles. Conozco muchos hermanos/as que me preguntan siempre sobre la aflicción , el malestar, y algunos caen en depresiones fuertes aun conociendo a Jesús y sirviéndole.

Estas tormentas de tu barca, de tu casa, de tu vida son los momentos en donde reaccionamos y volvemos a ver que Jesús está en ella. En esta reacción gritamos y pedimos que nos saque de la tormenta. 

El Señor siempre responde a su manera. Aquí lo que importa es que él está ahí para cuidarnos y escucharnos y claro que no te quita ni a ti ni a mi como nos gustaría. La barca sigue igual solo que Dios calma la tempestad. 

Nuestra reacción es lo que llamamos resiliencia.

Yo por mi parte que conozco las profundas depresiones, las he vivido intensamente y entiendo que no me ha sido fácil. Los malos momentos me enseñaron un nuevo modo de hablar con Dios como gritarle por ejemplo. No ser tan estricto conmigo mismo sino salir de toda estructura y orar con fuerza entregando las cargas, enojándome y muchos modos como los salmistas.

Conócete con tus debilidades y conocerás tus fortalezas.

Dios te Bendiga mi hermano/a

Luis Diego Islas ( Laico misionero consagrado y músico)

You may also like

Leave a Comment

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Privacy & Cookies Policy